Miércoles, 08 Agosto 2018 19:09

Una superviviente española del terremoto en Lombok: “Nos han tratado como a animales”

Dos parejas de españoles han criticado la postura dela Embajada española por haberles dejado sin asistencia tras el terremoto vivido en Lombok en el que fallecieron un centenar de personas. María Pujana es mallorquina, vive en Madrid, y viajó a la isla junto a su pareja, Gonzalo Andrio, que en la foto superior aparecen en la parte derecha. Junto a otra pareja han vivido la pesadilla dne Lombok, y critican la nula ayuda de las autoridades locales. Este es el testimonio que ha publicado la española María Pujana en las redes sociales y que por su interés publicamos íntegramente:

 

 

 

 

 

“Estamos desesperados, la Embajada nos dice que nos busquemos la vida, que pidamos dinero a nuestros padres para comprarnos el billete de vuelta… que no tienen presupuesto para repatriarnos.. eso si tienen dinero para vacaciones maravillosas, aumentos de sueldo y viajes en aviones privados. Ayudamos a todo el mundo como la operación “Aquarius”, a los refugiados… para que el mundo entero vea lo buenos que somos en España. Pero cuando españoles necesitamos ayuda estando en la otra punta del mundo? Que pasa? NADA, eso es lo que pasa, ninguna ayuda, cero información, mucho “lo siento” y poca acción… de verdad que es de vergüenza.. no queremos volver a casa por gusto, este viaje lo habíamos preparado con ilusión y haciendo un esfuerzo económico por supuesto. Nos queremos volver a casa porque esto es un infierno, lo que vivimos en Gili no se puede describir con palabras.. solo los que hemos vivido algo así nos podemos entender.. he visto heridos, muertos.. si, muertos con mis propios ojos.

 

INFIERNO EN EL “PARAÍSO”

 

Eran las 19:30 y el suelo empezó a moverse de izquierda a derecha, como si la tierra fuera a abrirse, una sensación que jamás en mi vida había sentido. Era incapaz de dar dos pasos en linea recta. Claro es que en España estás cosas no pasan…

 

La isla entera se apagó. A oscuras, gritos de pánico, la gente local saliendo de sus casas, literalmente saltando por las ventanas, caras de horror llorando y gritando “earthquake earthquake!!!!

 

Ahí es cuando mi mente y cuerpo se paralizaron, el miedo se apoderó de mí y de todos y sólo podía llorar.. llorar como en mi vida pensando que me iba a morir.

De verdad, a morir.

 

No podía creerme que nos estuviera pasando a nosotros, joder como la película de “lo imposible”.

 

Sintiendo la claustrofobia de estar viviendo un terremoto en una isla, con una montaña de 80m por encima del nivel del mar.. esa era la única salvación, nuestra única solución ante la posible aparición de un tsunami.

 

¡Go to the hill, Go to the hill!

 

Gonzalo me cogió de la mano “vamos a estar bien. Corre, corre como en tu vida, rápido. No pares de correr por favor”. No le solté la mano.

 

Ibamos los cuatro a voces, para no perdernos y permanecer juntos haciendo lo imposible por subir lo más rápido que nuestras piernas pudieran a la parte mas alta de la colina.

 

La cara de pánico de todo el mundo, sin saber que hacer.. sólo llorar, y preguntarte “de verdad esto me está pasando a mi?de verdad estoy viviendo un terremoto en primera persona y la gente no para de gritar tsunami?”

 

Familias con niños pequeños, bebés.. todos corriendo, corriendo con el cuerpo creyendo que una ola gigante estaba a punto de llegar.

 

He subido a un árbol a 10 metros del suelo porque claro estábamos en una isla donde la única solución en caso de tsunami era que por lo menos te pillase en lo mas alto que pudieras.. arañazos, heridas por las piernas..

 

No sé como corrí tan rápido, como llegue a lo alto, no sé cómo trepé el árbol quedándome a 10 metros del suelo, no sé nada. Sólo sé que se sacan fuerzas de dónde no las hay. La adrenalina dicen.

 

Pasando 12 horas en lo alto de la colina, sin agua, sin mantas, sin luz. Sintiendo cada 30 minutos las constantes replicas del terremoto que fue a las 19:30 de la tarde (hora local).

 

Cuando amaneció bajamos a la playa, donde estaban nuestros hoteles. Nos juntamos un grupo de 9 españoles e íbamos hotel por hotel viendo a ver qué podíamos recuperar de nuestras pertenencias.. la prioridad? Pasaporte, dinero, y las deportivas por si de repente tuviéramos que volver a salir corriendo colina arriba…

 

En la playa estábamos todos, turistas y locales. Todos queríamos abandonar la isla, escapar del paraíso.

 

Desde las 7 de la mañana del día 6 hasta las 14:00 que conseguimos trepar por el lateral de uno de los botes.. después de haberlo intentado varias veces, sin éxito.

Vivir otra noche como la que habíamos pasado, no sé si sería capaz.. imagino que sí.. porque sabemos que hay mucha gente que no ha podido subir a ningún barco y han tenido que pasar otra noche más en lo alto de la montaña..

 

No puedo agradecer la ayuda de las autoridades porque no la hemos tenido…ni locales ni españolas. No hemos tenido información, no nos hemos sentido protegidos en ningún momento. Dependíamos de nuestra suerte y supervivencia..

 

Todos los vídeos y fotos de los policías de indonesia grabándose heroicamente son todo mentira, nos empujaban para que no subiéramos al barco los extranjeros.. dando preferencia a los locales. ¿Pero que trato inhumano es este? ¿Qué somos animales? Parece ser que para ellos sí.. y así nos hicieron sentir a nosotros también..
Gente desmayándose del calor, no se podía respirar dentro de esa masa de gente. Ataques de pánico, gritos y más gritos…

 

Ahora estamos en Yakarta los cuatro, llegamos a Lombok y de ahí taxi corriendo al aeropuerto. Que contar de lo que pudimos ver yendo al aeropuerto.. destrucción, es la única palabra que me sirve de todo el diccionario.

 

Firmado: supervivientes del terremoto, dos parejas de chicos jóvenes que querían pasar unas vacaciones en el otro lado del mundo.

 

Pd. Las fotos son de los únicos 4 días que hemos podido disfrutar de este país antes de que se torciera todo…

 

Si os puede servir de ayuda, si tenéis viaje previsto a Indonesia según mi experiencia y sabiendo de primera mano que este país es una olla a presión en el que de repente puede temblar cualquier punto… Bali, Lombok, Gili T y Gili Air.. ya lo han sufrido. Ademas un experto sismólogo nos ha dicho que salgamos de aquí “cagando leches” no escuchéis las noticias, no hagáis caso de lo que dicen.. es todo mentira y las agencias de viaje claro que dirán que está todo bien pero NO. La isla de Lombok tiene una fisura por debajo debido al terremoto del domingo, lo que quiere decir que ese agua que se ha infiltrado en la fisura en el próximo terremoto saldrá de alguna manera.. tsunami, que Lombok se parta en dos, que el volcán entre en erupción..

 

Nos estamos cargando el planeta y nos está avisando…

 

Portal de América - Fuente: preferente

Escribir un comentario

Promovemos la comunicación responsable. No publicamos comentarios de usuarios anónimos ni aquellos que contengan términos soeces o descalificaciones a personas, empresas o servicios.


Código de seguridad
Refescar

EDITORIAL

USA: los agentes de viajes se convierten en asesores, como anticipamos hace doce años en el Portal del Uruguay

USA: los agentes de viajes se convierten en asesores, como anticipamos hace doce años en el Portal del Uruguay

Leemos en un artículo de Preferente.com publicado este martes 14 en el PDA con el título EE UU: los agentes pasan...

Leer más

 

ESPECIALES

La pista de despegue de ALTA
La pista de despegue de ALTA Panamá ahora sirve de radar para el análisis y monitoreo del pulso de la industria aérea regional que abarca las…
Leer más...

ENTREVISTAS Y REPORTAJES

Almundo admite desplome de los viajes de los argentinos al exterior
Almundo admite desplome de los viajes de los argentinos al exterior El CEO de Almundo, Juan Pablo Lafosse, admitió en una entrevista que en Argentina “hay una caída general de los…
Leer más...

 

 

COLUMNISTAS: