Jueves, 12 Octubre 2017 19:36

Una vez más el “mismo conflicto aeronáutico”

“Encontrar causas y no culpas. Promover responsabilidad hacia el futuro y no penitencias por el pasado. Ni siquiera por el presente…” Marcelo Aftalión.

 

 

 

por Luis Alejandro Rizzi, desde Buenos Aires

 

Solo he tenido conocimiento indirecto de un libro del arzobispo de Munich Reinhard Marx publicado en 2010, agotado en su edición  en español, “El capital. Un alegato a favor de la humanidad”, pero muchas de sus ideas las vengo exponiendo desde hace más de 30 años, no diría en soledad, pero si como si fueran políticamente incorrectas.

 

Ahora se puso de moda que todo reclamo gremial significa tomar a la gente como rehén, como lo dijo el Ministro de transporte que según da cuenta el portal www.infobae.com, salió a criticar la metodología de protesta y acusó a los gremios de "tomar de rehén a la gente", ante los trascendidos que se ejercerían medidas de fuerza, tales como trabajo a reglamento o inclusive paros que provocan demoras, molestias y pérdidas económicas.

 

Es cierto que los gremios pecarían por imprudencia y posible ilegalidad, si ejercen medidas de fuerza sorpresivas, en cualquiera de sus formas.

 

Pero también es cierto que el gobierno no admite las causas de esta conflictividad y más bien busca imputar culpas.

 

Como también lo decía hace años Marcelo Aftalión, “sucede que solemos tomar conciencia de nuestros problemas ex post  de manera excesivamente intelectual supuestamente desapegada”. Esto significa que permanecemos idénticos a nosotros mismos, solo cambian las apariencias, lo demás sigue igual.

 

El gobierno, al contrario de lo que expuso María Eugenia Vidal en la inauguración del 53 coloquio de Idea, con relación al transporte aéreo consideró que no estaban dadas las condiciones para promover el cambio, y los cambios que se están produciendo en cierto modo  vienen de contrabando, vulnerando la cavernaria legislación vigente que permanece intocable.

 

Las condiciones favorables se generan, nunca vienen dadas.

 

Yendo a la cuestión gremial, lo que falla es el concepto de “justicia social”, cuyo debate se reduce a la necesidad o no de reformar la legislación vigente, o la descalificación de cualquier acción gremial que el gobierno considere lesiva a sus intereses o los de la gente, en abstracto.

 

Quizás en víspera de elecciones le resulte al gobierno “políticamente correcto” demostrar dureza, aunque más no sea desde el discurso. Pero lo cierto  es que en el caso de Aerolíneas Argentinas y Austral, el gobierno sigue con las mismas cuestiones desde que asumió, y piensa que la política económica no pasa de ser una simple administracion de cosas, visión superada por el propio pensamiento libertario.

 

La justicia social como lo afirma Reinhard Marx es netamente participativa, lo que implica fomentar la autonomía y responsabilidad de las personas.

 

La política social no es  “redistribución y planes sociales”, aunque puntualmente resulten imperiosos ante un nivel de pobreza de uno de cada tres argentinos.

 

La justicia social no se termina con el mero “asistencialismo”. Es otra cosa.

 

Hoy el gobierno parece creer que la economía debe quedar en manos de tecnócratas y burócratas, los llamados “ceos” cuyo papel en los últimos años distó de ser ejemplar.

 

Hoy se debe alentar el espíritu  emprendedor y participativo de la gente, que debe estar informada para asumir responsabilidades y tomar decisiones de mejor calidad.

 

El gobierno debe cambiar la forma de gestión de las empresas del estado del mismo modo que los empresarios deben modificar sus conductas como ya se puso de manifiesto en el inicio del coloquio de Idea.

 

“TransformándoNOS”, no debe ser un mero eslogan, debe  ser una realidad, pero como paso previo se requiere vocación docente y objetivos políticos que evidentemente no los tiene el Ministro de Transporte, pese a estar muy ponderado por el presidente (sic).

 

El gobierno sigue creyendo que los males del transporte aéreo son su personal, agrupado en los gremios respectivos. Pero me pregunto, ¿hizo algo el gobierno para ayudar a cambiar la mentalidad y la cultura gremial?

 

No voy a olvidar las pésimas prácticas gremiales, pero tampoco puedo olvidar que en estos más de veinte y pico de meses, el gobierno solo buscó la negociación con los dirigentes más desgastados  que solo buscan su salvación para no correr la suerte de algunos actualmente procesados y detenidos con muy  aparente y tardia justa causa.

 

Lo itero, no se trata de mejorar el sistema de gestión, es cuestión de innovarlo incorporando a la gente a la gestión, único modo de promover responsabilidad que es nuestra gran falencia cultural.

 

Si la gente tiene que sufrir molestias por alguna medida gremial, sería bueno que también piense que ello es consecuencia de nuestras dirigencias y su falta de idoneidad.


Portal de América

Escribir un comentario

Promovemos la comunicación responsable. No publicamos comentarios de usuarios anónimos ni aquellos que contengan términos soeces o descalificaciones a personas, empresas o servicios.


LUIS ALEJANDRO RIZZI

Argentino, residente en Buenos Aires, abogado, trabaja en su profesión asesorando empresas. Hizo secundaria en el Colegio Nacional de Buenos Aires y la carrera en la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires.

Tiene cursos de post grado en Derecho Aeronáutico y Transporte Aéreo. Fue Gerente General de Aerolíneas Argentinas; hizo periodismo económico en Radio Mitre y Radio del Plata y escribió en diversos medios sobre temas económicos y cambiarios. Fue Profesor de Comercio Exterior en la Fundación Bank Boston. Ha dado charlas y dictado cursos en varias ciudades del interior argentino y participado en numerosos congresos y eventos en su país y en el exterior. Escribe sobre Transporte aéreo, política aérea y turística y política nacional e internacional.


Las opiniones vertidas por los autores en esta sección, son de exclusiva propiedad y responsabilidad de los columnistas y no necesariamente, reflejan la idea u opinión del medio. En el Portal de América, la única regla que rige para los colaboradores, es la de observar el decoro y las buenas costumbres.

EDITORIAL

Estamos muy mal por no tener políticas de Estado respecto al turismo y a la aviación comercial

Estamos muy mal por no tener políticas de Estado respecto al turismo y a la aviación comercial

Las políticas de Estado no son responsabilidad exclusiva de los gobiernos, son de la sociedad toda. En Uruguay estamos como...

Leer más

 

ESPECIALES

Las OTAS, a paraísos fiscales para aventajar a agencias físicas
Las OTAS, a paraísos fiscales para aventajar a agencias físicas Tributar en paraísos fiscales se ha convertido en probablemente la mayor ventaja para las grandes agencias online respecto a las…
Leer más...

ENTREVISTAS Y REPORTAJES

Agustín Maddocks, Hilton, "Uruguay tiene un gran potencial"
Agustín Maddocks, Hilton, "Uruguay tiene un gran potencial" En el marco del festejo del 97º aniversario de la AHRU, entrevistamos a Agustín Maddocks, Gerente General de Hilton Uruguay,…
Leer más...

 

 

COLUMNISTAS:

Antes del Delirio
Antes del Delirio Estoy en Buenos Aires, auspiciado por Tarjeta Celeste; Colonia Express y Creditravel, cubriendo para el PDA el Foro de Líderes de ALTA y antes de que terminara el coctel de bienvenida en el Hilton de Puerto Madero, me vine a…
Leer más...